Ojo Siniestro Con Manecillas

Sinopsis del libro

libro Ojo Siniestro Con Manecillas

Inicio.El ojo está en tiempo, es puntual consigo mismo, no ha sido en vano el flechazo, no han salido sobrando las cebollas que adornan la panza reventada del occiso, a tiempo se halla la belleza del ojo de marcar con su mirada parpadeante las notas musicales que se deslizan por los cachetes del roedor que ha fenecido sin emitir rugidos de león desmelenado, el ojo piensa que es importante lo que mira, pero no lo es, tic tac, hacen sus manecillas brillantes, es hora de entrar en pánico, hora de los aullidos y de las sirenas policíacas. Ojalá que los ángeles hubieses bajado a contemplar la obra magna de la diosa virgen. Es hora de que comience el espectáculo que he preparado o que, más bien, preparé el sábado pasado o hace algunos minutos o años, sabemos que el tiempo no respeta, sólo los dioses inmortales ríen y se burlan de la solemnidad con que las personas vemos el arribo de la calaca.-Señorita bendita, le digo a la mesera de vista amorosa, ¿sería tan amable de mover sus pestañas en dirección contraria? Mucho aire avientan, si estuviésemos en primavera serían muy bienvenidos esos abanicos, pero la estación que corre por aquí es gélida como cadáver, me gustaría que me sirviera una cerveza al tiempo y un tequila limpio como sus pupilas escandalosas.-Señor marqués, mis pestañas son parte de mi mecanismo, no puedo frenar sus encantos coquetos porque dios se enojaría conmigo, además, no puedo evitar mirar su nobleza rancia y olorosa a muerto. Le traeré el tequila y la cerveza y mientras usted puede comenzar a garrapatear letras de sus memorias.-Así lo haré, pero no sin mirar, cuando te retires, tus nalgas bondadosas que a lo mejor me entregan un pedo religioso.-Mis nalguitas no están a la vista, excelencia, han sido cubiertas por la moral, alguna vez, no lo niego, he tenido encima la mirada de un esposo, pero pocas veces, prefiero la abstención.-¿Pero has sido casada?-Eso ocurrió hace siglos.-Entonces no cuenta, has vuelto a tu virginidad pecadora.-La masturbación no es pecado, señor marqués.-Bien dicho.

Ficha del Libro

Número de páginas: 110

Autor: Juan Trigos S

Tamaño: 1.63 - 2.18 MB

Descargas: 910

Opciones de descarga disponibles

Si quieres puedes obtener una copia del libro en formato EPUB y PDF. A continuación te detallamos un listado de posibilidades de descarga disponibles:


Opinión de la crítica

POPULAR

4.6

80 valoraciones en total